Guía de uso para Fotos de iCloud y Google Fotos

Es la hora de hacer eso que llevamos años demorando: poner orden a nuestra colección de fotografías.

“Si no hay foto no ha ocurrido”. Esta frase hecha que se usa en contextos tremendamente diversos, es muy válida para explicar la importancia de las fotografías en el contexto de nuestra vida.

Según pasan los años, los miles y miles de recuerdos acerca de nuestras vivencias se van amontonando en la mente de forma desordenada. Algunas cosas las rememoramos nítidamente como si hubiesen sucedido ayer; otras, con ciertas lagunas; y de otros muchos momentos no nos volveremos a acordar nunca más salvo que alguien nos transporte hacia aquel día mediante una conversación o enseñándonos una imagen. Es ahí donde las fotografías nos recuerdan lo que fuimos, lo que hicimos, con quien estuvimos y cómo era nuestro mundo en ese preciso instante.

Continuar leyendo “Guía de uso para Fotos de iCloud y Google Fotos”

iOS 8: la salvación y organización para todas las fotografías de tu vida

Apple se empieza a tomar en serio el problema del almacenamiento y conservación de nuestras imágenes.

“Con un iPhone, la gente está haciendo más fotos y vídeos que nunca.”

Apple tiene razón. Desde que tenemos un iPhone en el bolsillo cada vez hacemos más y más fotos y la tarea de tener controladas y almacenadas todas esas imágenes sigue siendo algo complejo que un alto porcentaje de usuarios deja por imposible o ni siquiera se plantea realizar.

Cuando Steve Jobs anunció Fotos en streaming muchos creyeron que la solución estaba ahí, pero lejos de ello Fotos en streaming añadió confusión: ¿Dónde estaban esas fotos? ¿En qué calidad? ¿Hasta cuándo estarían ahí? Continuar leyendo “iOS 8: la salvación y organización para todas las fotografías de tu vida”

El cierre de Everpix debe servirnos para reflexionar

everpix logo

Hace unos días algunos nos llevamos el disgusto de ver como un excepcional servicio web echaba el cierre. El equipo detrás de Everpix se daba por vencido después de dos años de trabajo sin haber podido consolidar su modelo de negocio.

Más allá de las lecciones que esto pueda aportar a inversores o emprendedores, me quiero quedar con lo que los humanos digitales debemos aprender de una noticia así: nada es gratis.

La cultura del todo gratis no puede seguir eternamente en la mente de la mayoría de usuarios de Internet. Un negocio no puede serlo si no gana dinero y servicios que ofrecen de forma gratuita empresas como Google o Yahoo son gratuitos porque ganan dinero con nuestros datos o bombardeándonos con publicidad.

Por eso, si encuentras un servicio que crees que merece la pena y te sirve, paga por él. Lo mismo digo respecto a una tienda de barrio, un restaurante o cualquier tipo de negocio. Si te llama la atención y te gusta no esperes a que sea demasiado tarde y se vea abocado al cierre, apóyalo.

Everpix era una idea tan brillante que estoy seguro que millones de personas hubieran usado en el futuro de haber seguido funcionando con un buen marketing detrás. Pero ese marketing ha sido inexistente y los usuarios de pago no han sido los suficientes como para mantener la empresa a flote.

¿Qué era Everpix?

La idea de Everpix era sencilla. Hoy en día hacemos fotos desde multitud de dispositivos: teléfonos, cámaras, tablets… y también recibimos fotos por doquier a través de redes sociales, email, mensajes, etc. Pues bien, Everpix lo que hacía era coger todas esas fotos, ordenarlas y almacenarlas de forma que fuera sencillo para el usuario verlas, compartirlas y guardarlas desde cualquiera de nuestros dispositivos. Todo esto sin que nosotros tuviéramos que hacer mucho salvo una configuración previa de unos 10-15 minutos en nuestros terminales y pagar la cuota anual de 50 dólares.

Tal vez pagar 10 céntimos al día por tener todas las fotos de tu vida a buen recaudo y accesibles desde multitud de dispositivos en cualquier momento te parezca caro, pero más caro es tener que pagar 500€ por tratar de arreglar ese ordenador o tarjeta de memoria que te ha fallado en un momento dado y que dentro contiene aquellas fotos de tu boda, del nacimiento de tu hijo o del día que conociste a tu pareja.

Con este ejemplo trato de defender que pagar por servicios de Internet que te ayudan en tu vida es una buena opción y más cuando esos servicios dependen de nuestro apoyo para poder seguir adelante.

¿Qué ha ocurrido en el caso de Everpix?

Pues simple y llanamente que un espectacular servicio para guardar y compartir nuestras fotos ha desparecido y que aunque hay alternativas ninguna es tan buena como lo era Everpix.

En cualquier caso Picturelife parece el mejor sucesor y por eso me he decidido a contratar sus servicios por un año.